Mejores Videntes Buenas de España

Si alguna vez has sufrido por amor sabes lo difícil que resulta, especialmente cuando se está solo o no nos osamos a hablar con nadie en busca de asesoramiento. Una actitud que no suele ser la más indicada cuando se está pasando una complicada racha en lo sentimental. Consultar y hablar con otras personas supone un gran auxilio para aliviar el dolor que daña nuestro corazón y eliminar la confusión que habita en nuestra razón. Una de las mejores alternativas para salir de dudas y dejar atrás los pesares, los celos y el desamor es contactar con alguna de las 8 mejores Videntes Buenas. Unas videntes de nacimiento que nos abrirán los ojos en lo amoroso, mostrándonos si estamos ante un amor verdadero o no. Aquí descubrirás cómo contactar con las 8 mejores Videntes Buenas y hacerles todas aquellas preguntas que desees sobre tu mañana en el amor.
laia alam

Estado: Disponible

97.9% Aciertos
23754 Consultas

Las videntes verdaderas no lo tenemos nada fácil. Así, tenemos que soportar las suspicacias de muchas personas y la competencia de falsos videntes. Mi nombre es Laia Alam y provengo de una larga ...

Ver perfil
alba venegas

Estado: No disponible

95.2% Aciertos
9892 Consultas

Todos me conocen por el nombre que recibí en mi bautizo como vidente y tarotistas, Alba. Un nombre que hace referencia a la luz que traigo a los demás cuando les transmito mis visiones o lo que m...

Ver perfil
xiomara abril

Estado: Disponible

98.5% Aciertos
28771 Consultas

¡Hola a todos! Les cuento que soy Xiomara Abril, una tarotista clarividente que se dedica al mundo del esoterismo desde hace muchos años. Siempre dedicada a mi trabajo para tratar de ayudar a la ...

Ver perfil
beatriz martinez

Estado: Disponible

95.1% Aciertos
16122 Consultas

¡Hola a todos! Mi nombre es Beatriz Martinez y siempre he sido realmente receptiva de la energía de los demás. Desde pequeña puedo distinguir a las personas por la energía que emanan. Siempre ...

Ver perfil
alba bono

Estado: No disponible

95.2% Aciertos
15228 Consultas

Si estás buscando una vidente buena, de calidad y profesional, aquí estoy yo. Soy Alba Bono y tengo un don que nadie más tiene. Puedo escuchar el sentimiento más profundo de la gente y dar las ...

Ver perfil
ada castillo

Estado: No disponible

95% Aciertos
23005 Consultas

Mi nombre es Ada Castillo y puedo ayudarte a crear un camino lleno de luz y buenas energías para tu vida. Si sientes que nada nada según lo planeado, déjame decirte que solamente tú tienes el c...

Ver perfil
natalia nustas

Estado: No disponible

97% Aciertos
8986 Consultas

Cada persona viene a este mundo con una misión. La mía la tenía muy clara desde que me di cuenta que era capaz de predecir el futuro a través de las cartas del tarot. No interpreto las cartas, ...

Ver perfil
áfrica ziade

Estado: Disponible

99.9% Aciertos
23322 Consultas

Soy África Ziade y pertenezco a una larga generación de videntes. Desde muy pequeña el esoterismo y todo lo relacionado a él han formado parte de mi vida. Crecí viendo a mi abuela hacer lectur...

Ver perfil

Llama ahora y sal de dudas

Tarifas de pago por minuto para España y habla español: Red Fijo: 1,21€ (IVA incluido) – Red Móvil: 1,57€ (IVA incluido) Servicio de tarot telefónico sólo para mayores de 18 (Tarjeta con pago seguro y 806)

¿Cómo reconocer a las Videntes Buenas? Las Videntes Buenas son unas seres realmente preparadas para ofrecer unas consultas profesionales, con fechas y datos precisos y unos consejos valiosos para hacer frente a cualquier situación complicada en el amor. Unas videntes verdaderas, nacidas con un don singular y muy especial, y una formación y un tacto que las convierte en las mejores confidentes en cualquier tema de la vida y, sobre todo, del corazón. Pero ¿cómo identificar a una de estas videntes reales?¿cómo saber en quién confiar en asuntos tan delicados como las relaciones amorosas? Y es que el amor es un tema tan personal que no es habitual que hablemos con cualquiera, siendo lo más común que busquemos a personas de confianza con las que consultar nuestros deseos, secretos e inquietudes. Pero las videntes verdaderas saben cómo crear ese ambiente y esa conexión tan íntima con sus usuarios y ofrecerles unas predicciones y unos observaciones útiles y veraces. Así, aunque no hay muchas Videntes Buenas, este tipo de tarotistas se reconocen enseguida por su gran empatía y sensibilidad, además de tener una gran facilidad para conectar con las energías de sus clientes y percibir cuáles son las dudas que les afectan y no les dejan tomar decisiones con la serenidad y la lucidez que requieren. Una claridad que sí aportan las videntes ya que perciben qué energías no fluyen, qué bloqueos hay en nuestro interior y cómo afrontar la pena, los celos, el desamor o el enamoramiento. Para saber cómo identificar a una Videntes Buenas tendremos que tener en cuenta: Estas videntes son siempre justas, no se ceñirán solo a contarte aquello que quieras oír. Así, te contarán lo que realmente están percibiendo. sea o no de tu total agrado. Ellas son fieles a sus principios, siendo honestas, orientándote y mostrándote cómo será tu porvenir y cómo reconciliarte con tu presente y tu pasado. También se identifican este tipo de videntes por la cantidad de estimaciones muy positivas que tienen y lo numerosa que es su clientela. Algo que no es muy común y que ayudará mucho a tomar una decisión sobre a quién llamar para una consulta. Su don de videncia es real y notarás su energía nada más escuchar su voz. Una voz que enseguida sentirás familiar y cercana, creando así un ambiente que llama a sentirse en paz y hablar con la confianza necesaria para tratar asuntos amorosos. Además de ser videntes, estas mujeres también han aprendido a manejarse con la magia blanca y conocen cómo hacer amarres de amor y filtros y conjuros para invocar al amor o recuperar amores perdidos. Algunas de ellas también se manejan con el Tarot, siendo especialistas en el Tarot del Amor y efectuando consultas de lo más completo. Por último, las Videntes Buenas ofrecen datos y fechas precisas, con un alto porcentaje de aciertos.